Soy feminista: por eso no apoyo el #8m

Jue, 07/03/2019

Meryl StreepSoy feminista; lo he sido siempre. Soy de las que dicen cosas como que la masculinidad y la feminidad son algo mucho más social que natural, de las que dicen que la única diferencia real son los aparatos reproductores porque hay mucha superposición en todo lo demás, de las que dicen que la plasticidad del cerebro lo moldea según lo uses, entre otras cosas, porque Louanne Brizedine, gurú del determinismo biológico que reconoció había exagerado las diferencias sexuales es su libro porque "es lo que vende", fue aplastada por Cordelia Fine, que la ahogó bajo toneladas de estudios. Pero por eso que soy feminista y creo en la Igualdad Real, no puedo sino mostrar mi más absoluto rechazo a la huelga del 8M ¿La razón? Lo siento, no es una razón sola: son muchas.

Soy Feminista: por eso no apoyo el 8mMi feminismo es el clásico: humanista, ilustrado. El que fue hegemónico en el siglo XX, el mismo siglo que, cuando acabó, fue bautizado como el siglo de la mujer. El feminismo del siglo XXI es de género, que viene del feminismo radical, aparecido oficialmente en 1968 por un manifiesto para el exterminio de los hombres que escribió Valerie Solanas, la esquizofrénica que le metió seis tiros a Andy Warhol. Nada que ver con pioneras ilustres como Mery Wollstonecraft, Lucy Stone, Harriet Taylor, John Stuart y demás impulsores del feminismo clásico, ¿verdad? El feminismo que yo profeso se llama humanista porque contempla la humanidad común de hombres y mujeres por encima del sexo: por eso busca la igualdad ante la ley, la custodia compartida, el que la mujer no estuviera tutelada por el marido: el feminismo de género mira el sexo por encima de esta humanidad compartida, y rompe la igualdad ante la ley, da la custodia a las madres 😨 y hace que la mujer esté tutelada por el Estado: parece y es reaccionario, porque lo radical siempre acaba haciendo lo mismo que dice combatir (la frase creo que es de Tolstoi, pero no me hagáis mucho caso). El feminismo de género es en verdad machista. Muy machista. Muy reaccionario. Pero ha sabido venderse como progresista.

Otra diferencia fundamental entre el feminismo clásico y el actual es que una feminista clásica reconoce que se ha avanzado mucho, aunque queden cosas por mejorar, mientras que para las feministas de género no se ha avanzado nada y todo está por hacer, inventándose desigualdades inexistentes, incluso ridículas, y exagerando otras... porque el feminismo clásico ya hizo los deberes en el siglo XX y les queda poco que rebañar, justificando así su agenda. Oyéndolas hablar, parece que siglo y medio de feminismo nunca existió. Sólo así, tengo que aguantar ver cómo se apropian, cuando les interesa, de sus logros históricos, sucedidos muchos cuando ellas aún no existían, y cómo, cuando no les interesa lo que defiende (igualdad ante la ley, custodia compartida, autonomía real de la mujer sin tutelas paternalistas por parte del Estado) lo llamen "feminismo blanco aburguesado". Actualmente ni siquiera reconocen que hay varias ramas de pensamiento dentro del feminismo porque no les interesa la disidencia, sino el pensamiento único, el suyo. Si el feminismo humanista se fue disipando en los años 80 fue porque había conseguido la mayoría de sus metas; con lo que no contábamos es que el feminismo radical, hasta entonces minoritario, iba a mostrar tanta astucia a la hora de ocupar el sitio que dejó.

El daño que el feminismo de género ha hecho a la imagen del feminismo en general va a ser difícil de reparar, porque es culpable de suicidios, muertes y toda clase de desgracias...

Soy Feminista: por eso no apoyo el 8mLas feministas clásicas seguimos estando ahí, aunque se nos silencia: Wendy McLeroy, Cathy Young, Elisabeth Badinter... y también hombres, que nos ayudaron desde el principio, como John Stuart Mill o Montesquieu. El daño que el feminismo de género ha hecho a la imagen del feminismo en general va a ser difícil de reparar, porque es culpable de suicidios, muertes y toda clase de desgracias por culpa de esa aberración legal que es la LIVG (para el que no lo sepa, basada en la Ley de Desprecio de Sexo franquista de 1944) 
https://www.elmundo.es/opinion/2015/12/11/5669e0aaca474151018b4662.html
...hecha sólo para generar dinero y votos al PSOE. Y Clara Campoamor, Concepción Arenal o Emilia Pardo Bazán deben estar revolviéndose en sus tumbas porque es culpable de generar odio y rechazo a la población en todo Occidente con su incompetencia y su ceguera. La buena noticia es que el reinado del feminismo radical empieza a tambalearse porque han tirado tanto de la cuerda que se está rompiendo y su abuso y locura son demasiado descarados: la mala es que el hartazgo hacia él llevará a la gente a abrazar posturas conservadoras, las mismas que, hace más de siglo y medio, provocaron el nacimiento del feminismo, primero justificando la discriminación de la mujer en nombre de la naturaleza y la religión y, como por la religión ya no cuela, imponiéndolas ahora en nombre de la naturaleza y la Ciencia, callando que la Ciencia está dividida y que en el lado que ellos están abunda más la pseudociencia. Pero al conservadurismo ya lo conocemos: el feminismo de género, en cambio, era un enemigo nuevo.

Dejemos que se hundan solas: ha empezado a suceder. Tendrán su Nuremberg porque han hecho, y aún harán, un daño tremendo a la sociedad.

Demy MooreY si queréis una razón más para no apoyar esta huelga, es que no tiene sentido en sí misma cuando cuenta con el consenso de casi todos los grupos políticos; hablando mal y rápido, puede decirse que quieren montar el pollo para defender el chollo de las subvenciones porque el feminismo moderno está lleno de parásitas. Así que el 8M nada de mirar noticias, no hay mayor desprecio que no hacer aprecio. Dejemos que se hundan solas: ha empezado a suceder. Tendrán su Nuremberg porque han hecho, y aún harán, un daño tremendo a la sociedad. Pero, como he dicho, no sólo no la apoyo, sino que la rechazo, porque el feminismo clásico no logró todo lo que logró para que estas analfabetas de lo políticamente correcto y la discriminación positiva lo echen todo abajo. Eso es algo que jamás les perdonaré. Eso es algo que ninguna feminista clásica les perdonará jamás: restaurar, en nombre del progreso, todo lo que fue abolido.

Daniella Watts.