Nuestras propuestas

Propuestas Electorales 2019Puede afirmarse sin temor a error que el conflicto entre poder y libertades individuales ha sido el motor continuo de la historia política de la humanidad. Con sus altibajos, con sus periodos oscuros y sus momentos de esplendor, las etapas de luz han venido seguidas por las etapas de sombra y viceversa. Las sociedades han ido alternando sucesivamente entre ciclos de ida y ciclos de vuelta que siempre son regidos por el péndulo inexorable de la historia. A día de hoy nos surge una pregunta ¿A qué lado de ese movimiento pendular nos encontramos en este presente que nos toca vivir?

Es preciso abrir bien los ojos a la realidad y adquirir así la consciencia de que el poder se adapta rápidamente a los tiempos y de que es perfectamente capaz de cubrirse con pieles de cordero para conseguir sus objetivos.

Vivimos tiempos políticamente engañosos. En todos los países occidentales se alaba a la democracia, definiéndola como el mejor de los sistemas de gobierno posibles. Nosotros, sin embargo, nos atrevemos a afirmar que la democracia actual en España es claramente mejorable, y que por eso debe ser mejorada. Nosotros sabemos cómo.

De entre todas las razones principales para el surgimiento de un partido político como Igualdad Real hay dos de ellas especialmente destacables. Por un lado, creemos que es precisa y necesaria la recuperación integral de los preceptos acordados en la declaración universal de los derechos humanos fundamentales, de 1948, que en el panorama político español actual están siendo sistemáticamente vulnerados. Es por ello que exigiremos en Europa el cumplimiento y el estricto respeto a los derechos humanos declarados por la ONU en 1948, especialmente la presunción de inocencia. Por otro lado, es imprescindible una mejora general del sistema democrático vigente para acercarlo a la comprensión ciudadana y permitir así la participación de las personas de a pie en las instituciones, aún a costa de la propia clase política.

Decía Aldous Huxley que los tiempos de los gobiernos que usaban la bota militar para oprimir habían quedado ya obsoletos y que la mejor dictadura sería aquella que haría que amáramos nuestras cadenas. En Igualdad Real estamos especialmente preocupados por la deriva que han ido tomando los asuntos políticos en España con la excusa una igualdad que obedece a los postulados sesgados de la ideología de género. Entendemos que bajo la bandera de la defensa de la igualdad se están cometiendo los peores atropellos que se pueden cometer en un estado democrático. Afirmamos que no existe un interés real por dar una solución efectiva a la violencia doméstica, más bien lo contrario, resulta ser un caballo de batalla muy útil para acabar con la convivencia democrática.

Queremos promover cambios sustanciales en nuestro sistema democrático; más democracia; más participación; más justicia; menos corrupción. Como primer paso proponemos medidas para recuperar el estado de derecho y con ello la sensatez de la convivencia. Abogamos por abrir una vía multidisciplinar que aborde en profundidad y desde todos los ángulos el fenómeno de la violencia intrafamiliar, sus causas y sus soluciones. No permitiremos que la violencia intrafamiliar sea utilizada como excusa para enfrentar a las personas conformando dos grupos por sexos encontrados y en guerra. Nos oponemos con rotundidad a la utilización partidista que se está haciendo de la violencia contra la mujer para alimentar artificialmente una guerra entre los sexos y de este modo poder ocultar la ausencia de calidad democrática en España. Nos preocupa seriamente el tipo de sociedad que vamos a ceder a nuestros hijos en un futuro, por eso, agrupados en torno a estos preceptos principales, un grupo de ciudadanos cansados de los abusos legales y de la demagogia oficial, nos hemos constituido como partido, dispuestos a cambiar las reglas de una vez por todas. Estamos encantados de poder ofrecerte.